Vanguardia popular condena arremetida represiva del gobierno

Vanguardia popular condena arremetida represiva del gobierno

Vanguardia Popular condena la arremetida represiva del gobierno de Nicolás Maduro, ejecutada con brutal saña en el caso del Alcalde de Maturín, Warner Jiménez, víctima de una implacable persecución que se traduce en allanamientos a su residencia y a la sede de la alcaldía, en el acoso y detención de algunos de sus funcionarios. Tales procedimientos de desarrollan de forma arbitraria, sin presencia de fiscales del Ministerio Público ni de los representantes legales de las víctimas y con un despliegue de fuerzas desproporcionado e intimidatorio.
A estas actuaciones ilegales y autoritarias debe agregarse la persecución y despido de centenares de empleados públicos que firmaron la solicitud de activación del referéndum revocatorio del mandato del Presidente Maduro; la retención de la movilización indígena que desde Amazonas marcha hacia a Caracas en respaldo a dicha solicitud; el traslado intempestivo de Daniel Ceballos desde su residencia, donde cumple arresto domiciliario por razones humanitarias, hacia la cárcel de San Juan de los Morros; la expulsión del país de una comisión de parlamentarios del Congreso de Ecuador, quienes intentaban realizar una visita a los presos políticos Antonio Ledezma y Leopoldo López; entre muchos otros casos.
Tales hechos ocurren en el contexto de un discurso oficial manipulador y amenazante que insiste en criminalizar y judicializar la protesta social y el ejercicio de los derechos democráticos y en vísperas de la realización de la gran TOMA DE CARACAS del 1º de septiembre, convocada y respaldada por todas las fuerzas que demandamos del CNE la realización inmediata de la recolección del 20% de las firmas que permitan la activación del referéndum revocatorio este mismo año.
Esta escalada represiva y antidemocrática se corresponde con una estrategia de terrorismo de Estado por parte de un gobierno que ha perdido el respaldo del pueblo, que ha sido desbordado por la magnitud de la crisis que sus propios errores, corrupción e ineptitud han provocado y que se ha convertido en el obstáculo principal para su superación. Su objetivo es imponer el miedo y el chantaje a fin de impedir que el pueblo pueda expresarse de forma libre y democrática el próximo 1º de septiembre, en Caracas y en todo el país, en demanda de un revocatorio que abra las puertas a los cambios que demanda con urgencia la nación. Venezuela sufre hoy un proceso acelerado y generalizado de empobrecimiento de toda su población. El hambre se ha convertido en el problema más angustiante de nuestra gente. La inseguridad, la crisis de la salud y demás servicios públicos, la corrupción, el ejercicio arbitrario y autoritario del poder y la entrega de la soberanía nacional constituyen el caldo de cultivo del descontento y la conflictividad social.

Vanguardia Popular demanda el cese de las persecuciones y detenciones arbitrarias, las amenazas y despidos masivos. Convocamos a todo el pueblo a ejercer con determinación y firmeza el derecho a manifestar su descontento y su reclamo de cambio en la Gran TOMA DE CARACAS del próximo 1º de septiembre y exigimos del gobierno todas las garantías para que dicha jornada transcurra en forma pacífica y democrática.

COMPARTIR ESTE

0 comentarios:

¡Únete a Vanguardia Popular...Unidad Popular para el Progreso, sin Sectarismos ni Exclusión...!!