Golfredo Dávila: Rumbo al 6 de Diciembre

El 6 de diciembre será una fecha para decidir si optamos por el continuismo, es decir hundirnos más de lo que estamos, o salimos a flote, respiramos y cambiamos el rumbo, avistando un futuro de sosiego, de unidad, de reconciliación y de progreso.

Como ya es costumbre, aparte del ventajismo electoral del régimen, siempre aparece con  un as bajo la manga, cortinas de humo, acciones efectistas, que si línea blanca, bolsas de comida, ofrecimientos de villas y castillos, amenazas, chantaje, que si la oposición gana te quitarán esto o aquello, entre otras tantas maniobras, como la del cierre de fronteras y el Estado de Excepción, pero este pueblo ya está ojo avizor.
El 6 de diciembre será una fecha para decidir si optamos por el continuismo, es decir hundirnos más de lo que estamos, o salimos a flote, respiramos y cambiamos el rumbo, avistando un futuro de sosiego, de unidad, de reconciliación y de progreso. No perdamos la brújula, conocemos muy bien al adversario, son 17 años de fracaso, causantes de la más alta inflación del mundo, de una pérdida abismal del poder adquisitivo del salario, de una escasez y desabastecimiento sin precedentes, de tanta inseguridad, corrupción y deplorables servicios públicos. 
El cierre de la frontera en el Táchira y Zulia, es algo propio de mentes macabras, no solo por violar los derechos humanos, sino porque agrava la crisis. En los cálculos político-electorales del régimen está el convencer a la gente que no tiene la responsabilidad de la destrucción del aparato productivo, del contrabando y el auge del crimen organizado, ¿Cómo es que un régimen que controla absolutamente todo no es responsable de ningún problema? A otros con el cuento de la guerra económica, la crisis que padecemos no tiene otro responsable que no sea la cúpula podrida que desgobierna la nación.  

La gente está consciente de lo errática que ha sido la política económica: desinversión; despojos de las unidades de producción a los productores del campo y la ciudad; inseguridad jurídica; auge del crimen al amparo del Estado, llámense mafias dedicadas al cobro de vacuna y extorsión, los carteles de la droga, paramilitares, guerrilla y colectivos. Nuestro pueblo está cansado de ver como los jerarcas político-militares contrabandean con comida y gasolina. Sin contar el negocio fraudulento que se montó a raíz de la política cambiaria y el saqueo a las principales empresas del Estado, CVG y PDVSA, entre otras. Allí está la causa de los males, el bachaqueo y la especulación son solo consecuencias. 
Por ello hay que rechazar el cierre de la frontera y el Estado de Excepción, estar alertas para que las acciones fascistas acometidas contra los hermanos colombianos no se trasladen a los hermanos wayuu; desenmascarar la medida como parte de su estrategia electoral, ya sea para desviar la atención pública con la guerra de micrófonos con el presidente de Colombia, crear la expectativa de que ello soluciona la escasez, o más grave aún, crear condiciones para estallidos de violencia que conlleven a suspender garantías en todo el país y con ello las elecciones. Todo cabe en esa cúpula corrupta sin escrúpulos. Además ¿cuándo se preocuparon por los pobladores de estos territorios? el listado de promesas incumplidas, nos demuestra la farsa de la nueva frontera y más cuando están aislando a poblaciones enteras, que nunca han sido separadas por esa línea imaginaria.
Por ello, el llamado a no perder el hilo conductor hacia el 6D, no pisar el peine de la desesperanza o la desesperación, todas las encuestas señalan un triunfo de la oposición, recuerden que nunca antes nos habían favorecido. Confiemos en nuestra propia fuerza. Las mayorías han decidido votar para sacar a flote este barco y cambiar su rumbo. 


COMPARTIR ESTE

0 comentarios:

¡Únete a Vanguardia Popular...Unidad Popular para el Progreso, sin Sectarismos ni Exclusión...!!